Tu cuerpo, más que piel

¿Qué es la enfermedad psoriásica y cómo afecta a tu cuerpo?

La enfermedad psoriásica es una dolencia crónica no contagiosa del sistema inmunológico que puede afectar no solo a tu piel (psoriasis) sino también a tus huesos (artritis psoriásica). Su origen no es del todo conocido, pero sabemos que cierta predisposición genética, junto a antecedentes familiares y factores ambientales y externos como un golpe, una infección o el estrés pueden desencadenar la enfermedad en nuestro cuerpo.

Cuando esto sucede a nivel de piel, el ciclo de vida de nuestras células cutáneas se acelera dando lugar a que el excedente de las mismas se acumule en su superficie y nos provoque lesiones de distinta gravedad y aspecto. Son habituales síntomas como el picor, la descamación o el dolor. Sin embargo, algunos de los pacientes con psoriasis pueden desarrollar otros síntomas asociados a la artritis psoriásica como hinchazón, dolor articular y dificultad en el movimiento.

Psoriasis y artritis psoriásica son dos manifestaciones de la enfermedad psoriásica. Para su tratamiento y adecuado control es esencial ser conocedores de los síntomas a futuro que podamos experimentar y preguntar abiertamente a nuestro dermatólogo sobre ellos. Un diagnóstico temprano evitará daños mayores en nuestro cuerpo y aumentará nuestra calidad de vida.

¿En qué nos basamos para decir esto?


Consulta las referencias

Escucha tus emociones


Quiero saber más

Prepara tu entorno


Quiero saber más